El voluntariado desde el desempleo

El voluntariado desde el desempleo

Hoy me gustaría hablar del voluntariado y lo que este supone en mi día a día mientras estoy en búsqueda activa de empleo. Comenzaré diciendo que el voluntariado es algo que siempre he querido hacer, pero circunstancias personales y profesionales me impedían realizarlo.  Pues bien, ahora al encontrarme desgraciadamente desempleado no tengo excusa para no poder desarrollarlo.

Si algo positivo tiene el estar desempleado, es poder haber tenido la oportunidad de desarrollar este voluntariado en un lugar, donde desde el primer momento me he sentido como en mi casa,  y del que he recibido por parte de todos, cariño, sinceridad, comprensión, agradecimiento, y amistad suficiente par poder dar lo mejor de mí.

Actualmente soy voluntario en el Comedor Social de Badajoz “Virgen de la Acogida”,el cual ofrece a parte de servicios de comedor, servicios de duchas- desayuno, ropero (a más de 300 familias)  y apoyo alimentario (a 240 familias mensualmente).

Aunque dispone de dichos servicios yo sólo he podido colaborar en el comedor , pasando posteriormente al servicio de apoyo a familias, donde durante 3 veces en semana echo una mano junto con 10 compañer@s más, elaborando carros de alimentación para familias desfavorecidas y en situación económica crítica .

voluntariado

El estar desempleado y dedicar parte de mi tiempo a otras personas, ha hecho  cambiar mi perspectiva de la realidad , una realidad que he vivido por no decir “vivimos” totalmente desvirtuada ,y de la que no había tomado conciencia hasta ver estas situaciones de necesidad , no sólo a nivel  físico, sino también a otros niveles no menos importantes , como son la falta de autoestima, afecto y amistad.

El voluntariado me está permitiendo conocer  gente con mis mismas inquietudes y motivaciones, gente generosa y alegre, que día tras día son capaces de dar lo mejor de si mismos contribuyendo a mejorar la vida de sus semejantes. De la misma forma me permite  vivir experiencias únicas, conociendo todo tipo de personas , aprendiendo continuamente y descubriendo lo mejor de mi mismo , ayudándome día a día a mantener esa constancia y fuerza  que actúa como bálsamo, para así soportar esta situación de desempleo por la que actualmente atravieso.

El  ofrecer un poco de mi esfuerzo e ilusión, para desde la sombra aportar ese granito de arena y así poder intentar cambiar la sociedad, es algo que para mí no tiene precio y me reconforta profundamente.

 Para mi el voluntariado es algo que engancha y si es cierto que no debemos entenderlo como un capricho que debamos coger y dejar cuando queremos, es un compromiso real, pues entiendo que se trata de un trabajo constante por los que otras personas más vulnerables pueden depender de nosotros.

Entiendo que el desempleo, siempre nos va a ayudar ceder parte de nuestro tiempo a una noble causa ,pero sin olvidar  la formación, la cual debe ser crucial para volver  de nuevo al mercado laboral. Esta situación ha permitido formarme y obtener el Certificado de Profesionalidad como Gerente de Comercio, obtener el Certificado de Profesionalidad como Docente de la Formación Profesional para el Empleo en Comercio y Atención al Cliente, obtener la Certificación en Inglés B1, crear mi blog y dedicar parte mi tiempo libre al voluntariado , por lo que puedo decir que estoy desempleado pero no desocupado.

puerta entrada

Bajo mi experiencia, el voluntariado desde el desempleo nos permite colaborar de forma altruista y además nos puede ayudar a :

  • Conocer de mejor forma la realidad y los problemas que existen en la cuidad en la que vivimos y que no las vemos o ni siquiera imaginamos.
  • Podemos aprender a sentir y comprometernos con la realidad actual próxima a nosotros.
  • Conocer a otras personas que saben de nuestra situación, el voluntariado nos ayuda a relacionarnos y a abrirnos a los demás.
  • Aprender y adquirir nuevos conocimientos o habilidades, que nos pueden ayudar en un futuro a la consecución de un trabajo relacionado con esta actividad.
  • Nos va a permitir aumentar nuestra autoestima, hace que nos sintamos más útiles mejorando nuestro estado de ánimo y permitiéndonos desconectar, escapando de la rutina diaria en nuestra búsqueda continua de empleo.
  • Nos va a permitir trabajar en equipo, generando un espíritu de mejora y superación estando abierto a nuevos retos o desafíos.
  • Nos va a permitir ser más empáticos.
  • Nos va hacer dejar a un lado nuestra individualidad, para ver el problema de forma conjunta, levantando la mirada hacia nuestros semejantes y solidarizándonos a través de nuestra ayuda, comprensión, amistad y cariño.
  • Nos permite reconocer el agradecimiento sincero, teniendo una visión mas positiva del mundo en que vivimos, trabajando por la mejora de la realidad actual desarrollando conceptos de justicia, comprensión, sensibilidad e inclusión social.
comedor

voluntariado

Creo que cambiar la situación de desempleado, por la satisfacción del voluntariado  supone seguir sumando por nuestro futuro. Personalmente, el voluntariado me permite estar cerca de las personas necesitadas, valorando aún más las pequeña cosas de la vida que no somos capaces de ver debido al ritmo frenético e inmediato en el que vivimos.

Decir voluntariado es decir solidaridad,compromiso, entrega, humildad, y confianza. Es estar, escuchar, mirar a los ojos, interesarse y servir con el fin de mejorar la integridad y dignidad de la persona.

En definitiva el voluntariado para mí, son las palabras de Cristo susurradas en nuestro Alma y Conciencia.

 

 

logo.es

 

Víctor Torres Vázquez

Deja un comentario